martes, 26 de mayo de 2009

Agatha, te presento a Brüno...


Hace tres años se estrenaba en los cines de todo el mundo una farsa llamada "Borat", concebida y protagonizada por el cómico británico Sacha Baron Cohen, que obtuvo un inmenso éxito comercial, además de múltiples premios. Hubo quien reclamaba para Baron Cohen, incluso, el Oscar al mejor actor de aquel año por su interpretación de un repulsivo, reaccionario periodista kazajo de visita en el hedonismo desquiciado de los Estados Unidos.


Con "Brüno", de próximo estreno, se espera repetir el éxito gracias a un nuevo personaje, situado esta vez en el extremo opuesto al anterior: alemán y gay, el tal Brüno se siente plenamente integrado dentro del ámbito temático que le ha tocado cubrir -el proceloso mundo de la moda, la estética y los desfiles-, y la comicidad procede precisamente de esa delirante identificación. En el fondo se trata de un aggiornamiento del estereotipo a la Alfredo Landa en "No desearás al vecino del quinto" (o de los chistes de mariquitas de Arévalo), aunque cabe esperar que con más corrosividad y talento.


Del trailer, ya en la red, se deduce que el montaje definitivo de la película va a mantener la documentación de una acción llevada a cabo por Baron Cohen-Brüno cuando, en la Semana de la Moda de Milán, irrumpió en pleno desfile de la empresaria española Ágatha Ruiz de la Prada arrasando con todo lo que tenía a su paso. Hace poco leía una entrevista con la señora Ruiz de la Prada en la que ésta afirmaba no haber visto con muy buenos ojos que esto ocurriera, lo que me parece bastante poco verosímil. Primero, porque resulta improbable que la performance se llevara a cabo sin que mediara un previo acuerdo entre la productora de la cinta y la firma de moda. Y segundo, porque considerando la naturaleza del caso al que nos enfrentamos (una mujer que basa su éxito en la venta de licencias, y que se muestra particularmente orgullosa de haber irrumpido en el mercado de las puertas blindadas con sus diseños naïf), más bien nos la imaginamos poniendo velas a la virgen de su parroquia en agradecimiento a este providencial acto que va a situar su nombre y su logotipo en los cines y televisiones de todo el mundo dentro de muy poco tiempo ("Me chifla ir a misa", rezaba el titular de una entrevista en El Correo Español del pasado domingo. La propia diseñadora añadía después: "Encuentro que es lo más, una maravilla").

Ved el tráiler en cuestión, y opinad por vosotros mismos. Se aconseja particular atención entre los segundos 52 y 57:


3 comentarios:

Xavier Vidal dijo...

Felicidades por el blog! Has realizado la crítica de Los abrazos rotos más bonita y completa que recuerdo leer. En cuanto pueda te agregaré a mi lista de blogs amigos. Saludos!

http://cachecine.blogspot.com

Pano L dijo...

Vaya, muchas gracias!
Haré lo mismo con el tuyo

Pano L dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.